Menú Cerrar

Los beneficios y desafíos de la interoperabilidad en la atención de los pacientes y en los costos de las instituciones

Interoperabilidad Intersystems

De izquierda a derecha: Martín Kozak, country manager de Interystems Colombia y Chile; Constanza Engativá, jefe de tecnología del Ministerio de Salud; Karen Rincón, gerente de salud digital de Keralty; y Mauricio Sierra, gerente ejecutivo de Compensar EPS.

Para explorar y analizar los desafíos de la implementación e interoperabilidad de la historia clínica digital en la industria de la salud, InterSystems organizó un evento en Bogotá con expertos en el tema.

En los últimos años, el sector salud en Colombia ha puesto en marcha un plan de digitalización con el fin de lograr mejores procesos de atención, eliminar las distancias y reducir los costos. En el mundo, la interoperabilidad se ha convertido en una herramienta fundamental para optimizar su calidad, por lo que en los próximos meses el Ministerio de Salud y Protección Social de Colombia implementará el plan de adopción de interoperabilidad de historia clínica digital, el cual iniciará en los próximos meses.

Según Martín Kozak, country manager de InterSystems Colombia y Chile, es importante señalar que la interoperabilidad o salud conectada nos permite obtener información de una variedad de fuentes para apoyar la circulación del paciente por el sistema de salud, brindando una experiencia de 360° con mayor calidad, seguridad y oportunidad. Así mismo, permite a los pacientes ser partícipes e involucrarse en su proceso de cuidado.

Además, Kozak afirma: “hemos visto buenos niveles de captación digital de datos de historias clínicas en el país, por lo que el proceso de interoperabilidad puede implementarse de manera satisfactoria a mediano plazo, apoyados de la normativa actual y que sin duda posiciona a Colombia con una ventaja competitiva que lo llevará a tomar la delantera en la región”.

Por su lado, Constanza Engativá, jefa de tecnología del Ministerio de Salud de Colombia, afirma que “la hoja de ruta trazada por la entidad sobre la adopción de interoperabilidad de historia clínica digital garantiza el intercambio de datos y la integración de información consolidada hacia los prestadores, territorios y quizás también con otro tipo de organizaciones que permitan una caracterización efectiva de los riesgos por medio de herramientas analíticas”. Además, el Ministerio viene trabajando en identificar los posibles obstáculos que tiene el Estado colombiano para que cada uno de los actores pueda obtener la data que requiere.

Frente a cómo está el país en procesos de digitalización, Karen Rincón, gerente de salud digital de Keralty afirma que el país lleva la delantera en la región: “quiero resaltar que el sistema de salud en Colombia tiene una gran ventaja y robustez, porque la política pública nos permite tener una línea de trabajo. Hacemos los procesos de salud modulares, que sean multi idioma, multi región y moneda, en comparación con otros países de la región que todavía no han avanzado mucho en el tema”.

Todos los modelos de salud digital tienen cuatro puntos importantes a resaltar, según enfatiza Rincón: “el primero va encaminado hacia los resultados en salud por medio de la creación y gestión de un gran repositorio de datos que permita tener diferentes visuales tanto para trabajador como para asegurador y prestador. Por otro lado, tenemos el coordinador de cuidado, que es el que nos permite cumplir las rutas de salud de los pacientes e identificar datos, alertas y alarmas de un posible evento o actividad con el fin de realizar una gestión de riesgo en salud y tener rutas de mantenimiento que nos permitan trabajar en temas preventivos, lo que nos lleva a un repositorio de datos y a pensar en la gestión clínica y del riesgo”

Es relevante resaltar que la hoja de ruta trazada por el Ministerio de Salud genera un importante avance en interoperabilidad en el país. De acuerdo con el doctor Mauricio Serra, gerente ejecutivo de Compensar EPS, “este proceso se va a dar de manera gradual y es fundamental que haya una base mínima, pero es posible que algunas instituciones vayan más adelantadas. No obstante, debe ir acompañado de normativa y asegurar, en la medida de lo posible, que el país se comunique y tenga la interoperabilidad básica requerida. Creo que estamos en la etapa actual y podemos hacer análisis predictivos sobre los usuarios. Gracias a la experiencia del Covid-19, y con base en nuestras herramientas analíticas, pudimos ver cuáles de nuestros afiliados tenían un mayor riesgo de complicaciones y fueron identificados por nuestros modelos analíticos, y encontramos que el 12% representa un riesgo medio y alto y nos enfocamos en este grupo con interés”.

Para finalizar, Kozak expresó: “no hay duda de que seguir gestionando la interoperabilidad o salud conectada generará una mejor salud para todos los colombianos. A nivel interno, aunque aún queda un largo camino por recorrer, en InterSystems queremos contribuir en los diferentes procesos de implementación de la interoperabilidad en la industria, para una mayor agilidad y efectividad, con base de nuestra experiencia global”.


Si desea conocer más servicios de InterSystems o contactar a la compañía para conocer la totalidad del portafolio y otras soluciones para la industria de la salud, puede completar el formulario que se encuentra en la parte superior derecha.

Si está interesado en recibir
más información
llene el siguiente formulario.

Publicado en Intersystems

Reportajes relacionados